Guaidó es solo una burbuja para un fin inmediato.

25 de enero 2019.
Por Luis Herasme.


En mi infancia, era común en los niños hacer burbujas o ampollas de aire con agua de jabón. Cuando agitábamos el agua y soplábamos se desprendían las burbujas (bolitas), que desaparecían en segundos.

Juan Guidó, el autoproclamado "presidente de transición de Venezuela", no es más que una burbuja para un propósito inmediato.


Con Guaidó, se pretende imprimir un golpe de efecto mediático y bélico contra el gobierno del presidente constitucional de Nicolás Maduro y los demás poderes del Estado.

Las siguientes tres semanas serán en extremo cruciales para el futuro del gobierno de Venezuela, porque en ese lapso, o se reafirmará el orden constitucional que representa Nicolás Maduro o habrá tenido efecto la burbuja en el propósito de desplomarlo.

Si se diera el primer caso, que a nuestro juicio es el más probable, la burbuja-Guaidó habrá sido inútil en su condición de principal instrumento de la insubordinación y desacato a la Constitución y las leyes venezolanas.

Si como hasta ahora, la Fuerza Armada Nacional Bolivariana, el Poder Judicial, la Asamblea Nacional Constituyente, el Poder Electoral, los principales gremios, organizaciones estudiantiles y obreras, permanecen en unión a favor de que se respete la constitucionalidad y en defensa de la soberanía nacional, será difícil que el plan de golpe de Estado prospere.

En todo caso, no se puede negar la real posibilidad del comienzo de un conflicto armado largo o prolongado en el que que los opositores internos tendrían el respaldo de Estados Unidos, Brasil, Colombia, entre algunos otros, frente al gobierno de Venezuela que tendría el apoyo de Rusia, China, Cuba, entre otras tantas naciones.

El camino inteligente y sensato es que las partes, a lo interno, opten por una solución del conflicto mediante el diálogo, pasando por el respeto y reconocimiento del actual orden constitucional y sus instituciones.

La urgencia de un diálogo responsable implicaría que los opositores venezolanos eviten que la agenda sea la misma que les impone la administración de Donald Tromp, que hoy juega su nueva aventura respecto a la nación venezolana, procurando aprovechar para sus propósitos oscuros, la efímera existencia de la burbuja Juan Guaidó.


El autor es periodista. Reside en Neiba, República Dominicana. Dirige el programa radial Poder Interactivo y el periódico digital www.elfututo.net

Share on Google Plus

About www.elfututo.net

This is a short description in the author block about the author. You edit it by entering text in the "Biographical Info" field in the user admin panel.
    Blogger Comment
    Facebook Comment