El Deporte un medio idóneo de desarrollo de la niñez y la juventud.


El deporte un medio idóneo de desarrollo social, 

intelectual y emocional en la niñez y juventud
 Una comunicación efectiva y permanente desde tempranas edades.
Niños iniciando la práctica de baloncesto. 
A través de la práctica deportiva las personas, niños y jóvenes en especial, mantienen relaciones de socialización y compañerismo, ese contacto fortalece en el aspecto de los valores, del comportamiento correcto, sano y la parte correspondiente al desarrollo afectivo-social del cual bastantes mencionan los estudiosos y profesionales de la conducta y de la vida en sociedad por el "intercambio" mismo de los participantes en las disciplinas atléticas.


Jóvenes participantes del campeonato de Baloncesto categoría U-17
de la Academia Herasme Melo
La comunicación constante que permite el deporte en edades primarias así como en las etapas pre y post adolescencia donde se presentan transformaciones bio-psico-social estimula la solidaridad y colaboración entre iguales, la valoración de experiencias ayudando a mantener la actitud positiva, la colaboración mutua, el autoestima, midiendo o valorando las participaciones y competencias como posibles "ajustes" a las situaciones que se les presentan o presentarán en la vida social fuera del deporte; es en realidad una preparación para manejar lo más "correctamente" o conveniente posible, y con mayor certeza cuando se está en la etapa de adultos.

Como en la sociedad misma, el deporte y las competencias se rigen por reglas, desde las edades iniciales en las disciplinas deportivas se manifiestan entonces el respeto a las normas que regulan la adecuada organización, de la misma manera que el "sistema" y estructura de la colectividad se sustentan.

Miembros de la Academia Dep. Herasme Melo reciben consejería
de Sor Edelmira Durán coordinadora del Centro María Auxiliadora
Intelectualmente con el deporte se ponen de frente acciones y decisiones con las cuales se acierta o no, una importante forma de estimular las capacidades de autogestionar y resolver los inconvenientes ("problemas"), situaciones, promoviendo el crecimiento del pensamiento, de la creatividad, asumiendo el aprendizaje constante como forma de fortaleza integral, de valores, de principios, de autoestima, entre otros, para asumir responsabilidades de decisión, de mayor magnitud y trascendencia en la vida, sea en el entorno familiar, escolar, de trabajo, y más.

La finalidad, entre otras, del deporte es estimular y desarrollar la confianza, autoestima, colaboración solidaria, autoconciencia, aceptación personal, del intelecto, el aprendizaje, toma de decisiones, dar equilibrio emocional y espiritual necesario a la vida en etapas de la niñez y adolescencia.

Es el deporte un medio idóneo de formación integral y de desarrollo social, intelectual  y emocional.


Escrito por Joel Herasme Melo      
Comunicador, Periodista, Director Fundador de la Academia Deportiva Herasme Melo, liderazgo, experiencia y manejo en temas relacionados a la juventud y niñez, comunitarios y sociales.
Compartir en Google Plus

Sobre Luis Herasme

This is a short description in the author block about the author. You edit it by entering text in the "Biographical Info" field in the user admin panel.
    Blogger Comment
    Facebook Comment